DISEÑO DANÉS DESDE 1952

En un pueblo tranquilo de Dinamarca en los años 50, un par de jóvenes ebanistas están orgullosos en la entrada de su nueva fábrica. Aunque el espacio tiene un tamaño modesto, está perfectamente concebido y ha sido levantado enteramente con sus propias manos.


Jens Ærthøj y Tage Mølholm habían comenzado su negocio de muebles sólo dos años antes, en el caluroso verano de 1952. En ese entonces, sus únicos recursos eran su habilidad y empeño de juventud. Ahora, caminan acompañados de cuatro empleados, una lista de pedidos cada vez mayor y la satisfacción de una ambición alcanzada: llevar mobiliario danés de calidad a un público más amplio.


Cumplir con esa exigencia sin dejar de mantener unos elevados estándares de calidad requería un espíritu pionero. Tendrían que combinar su dominio de la artesanía tradicional con la oleada de industrialización de Dinamarca. Las máquinas eran ahora más asequibles, eficientes y precisas. Invertir de manera inteligente aceleraría la producción y mantendría bajos los costos sin comprometer esa calidad tan apreciada por los clientes.


Jens y Tage se mantuvieron fieles a los principios que hicieron del diseño danés algo admirado en todo el mundo. Sencillez, artesanía, funcionalidad elegante y materiales de calidad. Tales valores se vieron materializados ese mismo año en el suave movimiento de la popular mesa de comedor extensible en madera de teca lanzada por la empresa. Mientras, su fe en la simplicidad estética del funcionalismo danés cobraría vida en la silla de comedor que la acompañaba, diseñada por el arquitecto Arne Wahl.


Combinar estos principios con la habilidad innata de Jens y Tage para los negocios se convirtió en la receta de un éxito sólidamente construido. Sólo ocho años después, se mudaron a unas nuevas instalaciones de 1.300 metros cuadrados. Allí la empresa creció y, de ser un pequeño fabricante, evolucionó hasta convertirse en una cadena minorista. De una pequeña firma a la marca de muebles más grande y global de Dinamarca, con casi 300 tiendas en más de 60 países… y contando.


Nuestra sede se ubica en el mismo lugar que adquirimos en 1962, lo cual representa una verdadera analogía para la marca: un legado de excelencia en diseño, pero con una visión hacia el futuro. Así es como Jens y Tage trabajaban entonces. Así es como siempre lo haremos.